La tragedia de Manchester ha cubierto de nubes negras el panorama musical. Rápidamente artistas internacionales han reaccionado a través de las redes sociales condenando el atentado a la salida del concierto de Ariana Grande en la ciudad inglesa, y además han pedido que haya más seguridad en los conciertos.

Lorde ha sido una de las que ha apuntado que “todos los músicos se sienten responsables esta noche. Los conciertos deber ser seguros para vosotros”. Pablo Alborán también escribía en su muro de Instagram: “Ha debido ser muy duro para @arianagrande y todo su equipo vivir esta tragedia cuando el objetivo es que la gente disfrute y se olvide de los problemas. MÚSICA Y PAZ para tod@s”.

Miley Cyrus hacía una publicación en su Instagram en una imagen en la que aparecía abrazada a Ariana: "Me gustaría darle a mi amiga Ariana Grande un gran abrazo ahora... te quiero, te quiero, te quiero... siento mucho que tengas que ser parte de tan trágico evento. ¡Mis más sinceras condolencias a cualquiera afectado por este ataque horrible! Todo lo que puedo hacer es mandar mucha esperanza y paz. ¡Esto debe terminar! No más guerra... no más vidas inocentes arrebatadas".

Ya en el 2015 también hubo un atentado durante el concierto de los ‘Eagles of the Death Metal’ en la sala Bataclan en París. Pero en esta ocasión el impacto ha sido mayor ya que Ariana es una artista internacional que mueve a legiones de fans adolescentes. La cantante se ha mostrado rota de dolor y ha suspendido indefinidamente su gira ya que no pasa ahora por su mejor momento anímico.