John Legend acaba de dar un concierto en el Madison Square Garden acompañado de su mujer, la modelo Chrissy Teigen.

Durante el espectáculo, el cantante quiso bailar con su mujer al ritmo de 'Slow Dance' y le pidió delante de todo su público que subiera al escenario y a ella, evidentemente, no le supuso ningún problema.

Pero algo inesperado ocurrió durante el baile de la parejita, parece ser que ambos se calentaron y los movimientos empezaron a ser más y más sexys. Esto, provocó que la teta de la modelo se saliera del vestido, aunque lo mejor de todo es que ella no se dio ni cuenta.

Fue John el que actuó rápidamente tapándole como pudo, ya que su mujer podía haber seguido bailando sin percatarse de nada. El cantante demostró ser todo un profesional al no dejar de cantar la letra de la canción en ningún momento.

Lo bueno es que una vez la modelo se dio cuenta se lo tomo con buen humor, riéndose junto a John de lo que acababa de pasar.