Aunque los vestidos de la novia han sido de lo más comentados y aplaudidos, hubo otra invitada cuyo vestido se convirtió en la 'comidilla' de la boda de Marta Ortega y Carlos Torretta: el de Eugenia Silva.

La modelo, gran amiga de la hija de Amancio Ortega, decidió acudir a la fiesta que los recién casados organizaron en el centro hípico de Casa Novas con un impresionante diseño negro de terciopelo con cuello halter de Versace que pertenece a su suegra Marisa de Borbón y que ella lució en un evento en 1997.

Eugenia Silva | Gtres

Un curioso detalle que la modelo desveló a través de su cuenta de Instagram compartiendo una foto del momento en el que su suegra, la madre de su marido Alfonso de Borbón, lució este impresionante vestido.

Marisa de Borbón | Instagram