Tras darse el 'sí, quiero' con Carlos Torreta en una ceremonia de lo más familiar, Marta Ortega ha acudido al Club Náutico de La Coruña para celebrar la fiesta del enlace con sus amigos más cercanos.

Como hay que recordar, para su primer vestido, la hija de Amancio Ortega apostó por un diseño de corte romántico en un color rosa pastel de Valentino. Sin embargo, para esta segunda ocasión la novia ha escogido un traje de lo más sorprendente y atrevido que recuerda a un esmoquin, pero con una gran diferencia: en lugar de llevar pantalón lleva falda.

En un color negro noche, la protagonista del día terminaba su 'total look', también firmado por Valentino, con una blusa transparente, algo que ha llamado la atención de todo el mundo ya que es una opción poco habitual en sus elecciones diarias. Además, completa el conjunto con blazer con solapas de raso en contraste, unos zapatos al tono con fino tacón y pulsera al tobillo con los que consigue una imagen más equilibrada.

Marta Ortega y Carlos Torreta | Europa Press / Peter Lindbergh