La verdad es que estoy gratamente sorprendida ya que aunque sea triste decirlo estoy más acostumbrada a comentarios malos que buenos y está vez ha sido al contrario.

Es una pena que sea más habitual el odio que el cariño a través de las pantallas pero está vez he recibido mucho amor.

En un minuto y medio no me da tiempo a contestar todos los mensajes pero la semana que viene contestaré a los que más se han repetido.

Espero que os guste y gracias por estar ahí.

Seguro que te interesa...

Siempre nos preocupa el que dirán