Celebrities » Fashion

El vello facial pasa factura a algunas celebrities

Jennifer Lopez, Beyoncé o Emma Watson, son algunas de las famosas con bigote

Desde Katy Perry hasta Beyoncé, podrán ganar millones con su música, pero verlas con un buen mostacho las trae de nuevo a la Tierra y las vuelve un poquito más humanas. Y es que el bigote es el peor complemento que una artista puede llevar, es desfavorecedor a más no poder y lo peor de todo, una vez te das cuenta de que no te has depilado, no hay una rápida solución posible. Ay bigotudas celebrities… ¡os hemos pillado!

Publicidad

Son muchas las celebrities que sufren de un mal común, un peligro que siempre captan los paparazzis con sus zooms y flashes revelando hasta el más mínimo detalle, y son pocas las que se libran… ¡el bigote!

Ese gran enemigo del cutis femenino que puede arruinar cualquier look como es el caso de Jennifer Lopez, porque por muy caro o chic que sea el modelito que llevas, el bigote hará que el glamour se desvanezca de un plumazo. Además, si te pillan con un bigote mal depilado o el más mínimo vello, como le ha pasado a Emma Watson, inmediatamente parecerá que vas mal arreglada o que no cuidas lo suficiente tu aspecto, y de eso saben bastante nuestras celebrities. Así que si después de tantas horas de maquillaje, peluquería y asesoramiento estilístico, estas artistas salen con tales bigotes a escena, es que realmente ¡tienen un serio problema con el vello facial!

En muchos casos, el bigote suele aparecer con frecuencia en aquellas mujeres de piel más morena, como Eva Longoria, o simplemente por genética, es decir, no se puede erradicar a no ser que se haga mediante cirugía láser o fotodepilación, métodos del que ya se han beneficiado numerosas artistas.

Aunque unas más que otras, todas las mujeres tienen bigote, se trata de un aspecto físico común que nos trae de cabeza cuando aparece notablemente pero para otras ni siquiera es un problema. Sin embargo, en el mundo celebrity, aquellas más perezosas con su cuidado facial son carne de cañón para los paparazzis como Lindsay Lohan, que alimentan el cuore del mundo cazando a las famosas más destartaladas y descuidadas.

Publicidad