Victoria Beckham, nominada a los premios Orden del Imperio Británico por su evolución como estilista, podría enfrentarse al cierre de su empresa. Al parecer, por tercer año consecutivo se ha retrasado con la presentación de las cuentas anuales. Según han informado, ha recibido un aviso formal que advierte del cierre de la empresa Victoria Beckham Limited el 5 de febrero. "A menos que se demuestre lo contrario, Victoria Beckham Limited será eliminada del registro y la compañía se disolverá el 5 de febrero", decía el mensaje.

Al parecer hay registrados unos beneficios de 1,23 millones de libras esterlinas que no encajan con los 34 millones de libras de facturación global. Pero no es la única que ha recibido un aviso oficial por su negocio. Su marido, David Beckham, con quien comparte una empresa en la que él es el director, también parece tener problemas. Brand Holdings Ltd, que ha terminado el ejercicio de este año con 51,5 millones de beneficios está siendo investigada.

Según han comentado los representantes de la pareja, que están ajenos a los rumores disfrutando de unos días en Maldivas como ellos mismos han compartido en sus redes sociales, se trata de un problema administrativo pero las cuentas están al día.

Parece que mientras Victoria nada relajadamente en las paradisiacas islas todo son problemas a su alrededor. El incumplimiento de las normas de la Orden del Imperio Británico y los problemas con las cuentas de su empresa, han conseguido que su carrera como estilista se tambaleé.