La relación de Jennifer Aniston y Justin Theroux siempre ha estado llena de altibajos. De hecho, poco después de contraer matrimonio, hace ya cinco años, comenzaron los rumores de divorcio pues al parecer el actor no se estaba implicando mucho en su matrimonio. Esos rumores de crisis les han acompañado a lo largo de estos siete años hasta que al final se han hecho evidentes.

En los últimos tiempos su separación era más que un rumor, sobre todo cuando Jennifer celebró su cumpleaños con sus amigas y no con su marido. Finalmente la pareja anunció su divorcio a través de un comunicado oficial en el que aseguraban que la decisión había sido mutua y que seguían siendo buenos amigos.

Ahora conocemos un posible motivo de su separación. Al parecer uno de los conflictos principales de la pareja es su lugar de residencia. Jennifer no se siente nada a gusto en Nueva York pues ahí se siente agobiada y acosada por los paparazzis, mientras que Justin adora la Gran Manzana donde se siente en su salsa. La actriz de 'Friends' preferiría vivir en Los Ángeles donde se siente más arropada por sus familiares y amigos. Sin embargo parece que Justin no se siente muy cómodo con los amigos de su mujer.

"A medida que los actores pasaban más tiempo separados por culpa del trabajo, los problemas se iban haciendo cada vez más grandes. Él está muy centrado en su trabajo, y Jenny es una chica con carácter y un poco complicada", ha informado una fuente cercana a la pareja al medio Page Six. Lo cierto es que pasan mucho tiempo separados por motivos laborales y la distancia siempre es un problema en una relación.

Sin embargo, parece que la actriz se encuentra bien, está fuerte y con actitud positiva para afrontar cualquier cosa que le depare la vida.