Parece que Kristen Stewart tiene la costumbre de mimetizarse con sus parejas. Cuando estaba con Robert Pattinson su palidez y estilo dejado hacían que pareciesen más hermanos que novio, ahora que está con Alicia Cargile, la actriz puede pasar por su hermana menor. El mismo color de pelo, comparten ropa y gusto por las gorras. Pero parece que en Hollywood las parejas suele adoptar el estilo del otro.

Elsa Pataky y Gisele Bündchen tienen algo en común, el gran parecido que guardan con sus maridos. La actriz española tiene los mismos rasgos que su marido Chris Hemsworth. Los dos son rubios con ojos azules y sonrisa perfecta, eso sí, el actor no le hizo falta bisturí. ¡Hasta cargan los bebes de la misma manera! A la modelo le pasa lo mismo con Tom Brady, los dos son altos e igual de elegantes. ¡Son explosivos! Aunque no con la misma belleza, Mario Vaquerizo y Alaska tienen un estilo casi idéntico: adoran el negro, los ojos maquillados y nunca salen sin un poco de tacón. ¡El uno para el otro! El tándem formado por la presentadora Ellen DeGeneres y Portia De Rossi también se compenetran a la perfección. Mientras que la primera adopta looks más masculinos, la segunda opta por vestidos, pero ambas llevan el mismo peinado y comparten facciones parecidas.

Penélope Cruz tiene el mismo síndrome de Kristen Stewart. La oscarizada actriz no sólo adoptó el estilo de Javier Bardem sino también su antipatía. Desde que comenzó su relación con el intérprete, nuestra Pe se ha vuelto hermética y no da ni un titular a la prensa. ¡Qué pena! Kim Kardashian y Kanye West están hechos con el mismo molde, son egocéntricos, les gusta acaparar todas las miradas y hasta West presume de escote si hace falta igual que su archiconocida mujer. Brad Pitt y Angelina Jolie no sólo son Señor y Señora Smith delante de las cámaras, fuera de pantalla también demuestran su gran sintonía.

Aunque ya no son pareja, cuando estaban juntos el amor unió también su forma de vestir. Selena Gomez y Justin Bieber se compenetraban a la perfección al igual que Guti y Arancha de Benito que eran igual de adictos a la moda o Mariah Carey y Nick Cannon.