¿Quién no ha perdido alguna vez en su vida algo en una discoteca? Podríamos asegurar que casi todos y Paris Hilton tampoco es una excepción. La rica heredera perdió su anillo de compromiso durante una fiesta en una conocida discoteca de Miami. Según cuentan a The New York Post los testigos que se encontraban allí: "Paris estaba bailando como loca con las manos hacia arriba, cuando su anillo salió disparado de su dedo y se perdió entre la multitud"

La joya, que está valorada en dos millones de euros, se la regaló su prometido Chris Zylka como anillo de compromiso. Una pieza con un diseño muy especial: un gran diamante de veinte quilates rodeado de diamantes más pequeños. La pareja que lleva saliendo hace dos años y se comprometió durante un viaje a Aspen se casan en pocas semanas.

Su prometido fue uno de los muchos asistentes que ayudó a la actriz a encontrar la joya utilizando linternas e inspeccionado toda la sala.

Finalmente, el anillo apareció dentro de una cubitera para champagne: "Paris lloró de alivio cuando se enteró de que lo habían encontrado dentro del cubo" según una de las fuentes. Una reacción normal teniendo en cuenta el valor económico y sentimental de la joya.