Luke Perry, el mítico Dylan McKay de ?Sensación de Vivir?, fallecía este lunes a causa de un derrame cerebral que sufrió el pasado miércoles. Desde entonces se encontraba ingresado en un hospital cerca de su domicilio donde se tenía la esperanza de que se recuperase, pero finalmente no ha podido ser.

Luke siempre fue muy reservado con su vida privada, aunque sabemos que estuvo casado con Rachel Sharp, con la que se casó en noviembre de 1993. Por aquel entonces el actor tenía 27 años y su pareja 24, y él era la gran estrella de ?Bervely Hills 90210?, todo un ídolo de masas que tenía a una legión de fans repartidas a lo largo y ancho del mundo.

 

Juntos tuvieron dos hijos: Jack, de 22 años, y Sophie, de 19. El primogénito de hecho es luchador profesional, conocido como ?Jungle Boy? Nate Coy en el ring.

Tras su separación en 2003, la vida amorosa de Luke no ocupó grandes titulares. Es cierto que antes de su matrimonio se le relacionó con la actriz Kristy Swanson y también con su compañera de reparto Tiffani Thiessen. Después de su divorcio también se dijo que estuvo con Renée Zellweger en 2007, pero con quien si ha mantenido una relación estable ha sido con su novia, Wendy Madison Bauer, y, aunque nunca volvió a casarse, sí que al parecer pensaba hacerlo con esta terapeuta con la que estaba prometido.