Celebrities » Hollywood

EL ALCOHOL, LAS DROGAS O LOS MEDICAMENTOS, LOS MÁS CONSUMIDOS

Lindsay Lohan, Drew Barrymore o Robert Downey Jr, entre los famosos que luchan por superar sus adicciones

Aunque parezca que ell@s lo tienen todo, parece que no todo le ha ido siempre viento en popa. Si repasamos el historial de algunos de nuestros famosos, nos daremos cuenta de que muchos son los que han dejado atrás o siguen luchando contra algún tipo de adicción. Así, acabamos de enterarnos de que el tabaco se ha convertido en la ‘bestia negra’ de Adele, que se verá obligada a retrasar el lanzamiento de su disco sino supera su adicción. Pero en el mundo celebrity son muchos los que han visto como el alcohol, las drogas o los medicamentos se han convertid en su peor pesadilla. Lindsay Lohan, Drew Barrymore, Demi Moore, Robert Downey Jr, Shia Labeouf, Ben Affleck, Daniel Radcliffe o Pete Doherty se encuentran entre ellos.

Publicidad

Parece que l@s celebrities lo tienen todo: éxito, dinero, el cariño de sus fans… ¡Pero no es oro todo lo que reluce! Y la lista de famosos que han superado o siguen luchando contra sus adicciones es infinita.

Recientemente, ha sido Adele la que ha sufrido las graves consecuencias de su adicción al tabaco. Hasta tal punto llega la cosa que la cantante se ha visto obligada a retrasar el lanzamiento de su disco por culpa de una laringitis provocada por el excesivo consumo de cigarrillos. Está intentando acabar con el problema e, incluso, ha recurrido a la hipnosis para ponerle fin.

Junto a Adele, son muchos los rostros conocidos de los que se conoce que, sobre todo, el alcohol, las drogas y los medicamentos se han convertido en su peor pesadilla. Así por ejemplo, el divorcio con Asthon Kutcher llevó a Demi Moore a acabar en un centro de rehabilitación por el excesivo consumo de medicamentos y alcohol. Estos también han traído problemas a Matthew Perry o Kristi Davis, la mítica Charlotte de Sexo en Nueva York.

La bebida ha perjudicado a Daniel Radcliffe, Ben Affleck, Gerard Butler, Shia Labeouf o Drew Barrymore, que con la tierna edad de 13 años y siendo una de las niñas prodigio de Hollywood, veía como su carrera se venía abajo por culpa del alcohol y las drogas.

Las drogas también han traído de cabeza a Courtney Love, Lindsay Lohan o Robert Downey Jr, que incluso han tenido problemas con la justicia por culpa de sus adicciones. Todos ellos han pasado por rehabilitación, al igual que Eva Mendes por el abuso de sustancias, Kelly Osbourne por el consumo de analgésicos, o Jane Lynch por su adicción al alcohol y al jarabe para la tos.

Publicidad