¡Vaya, vaya, vaya! Parece que a Kylie Minogue le han jugado una mala pasada y es que son muchos los internautas que aseguran que hay pululando por la red un vídeo porno de la cantante. Desde el programa en el que trabaja lo han desmentido, pero los que lo han visto aseguran que si no es ella… ¡Es su hermana gemela!

De ser así, Kylie  no sería ni la primera ni la última celebrity que cuenta en su currículum con imágenes de alto contenido sexual. Sin ir más lejos, de todo parece estar haciendo Angelina Jolie para que un supuesto vídeo en el que la actriz saldría vestida de sadomasoquista y consumiendo heroína, no llegue a verse jamás.

Otras que también temen que vídeos de este tipo vean la luz son Jennifer Lopez, cuyos abogados se las han visto y deseado para que no se publiquen las imágenes en las que aparece manteniendo relaciones con uno de sus ex, Ojani Noa, que ha querido venderlo al mejor postor. Y si de ex se trata, de eso también sabe Lindsay Lohan, cuya ex pareja también amenaza con vender las imágenes.

Más conscientes de lo que han hecho han sido Paris Hilton, que vendió su vídeo ‘One Night in Paris’ en el que aparecía con su entonces novio, Rick Salomon, y por el que se embolsó millones. O Kim Kardashian, cuya fama mundial la adquirió gracias a las imágenes sexuales que llegaron a difundirse.

Entre los chicos, tampoco tuvo ningún pudor Colin Farrell en demostrar sus habilidades sexuales con su entonces pareja, la modelo de Playboy, Nicole Narain. Otra muestra de sexo salvaje es el vídeo que protagoniza Usher junto a su ex, Tameka Foster, y que nunca se supo quién difundió, o Eric Dane, quién hace un trío con su mujer, Rebecca Gayheart, y otra chica más.

Y es que la lista de famosos que aparecen en un vídeo porno es larga: Britney Spears, Pamela Anderson, el supuesto vídeo gay de Justin Bieber, los que dice Ricky Martin que tiene grabados pero no veremos, el que nunca llegó a ver la luz de Marilyn Monroe o el de la broma de Alyssa Milano para llamar la atención sobre la situación de Siria.