Con la llegada del frío polar, los olores variados también comienzan a hacer actos de presencia. Entre calefacciones, cúmulos de gente y varias capas para abrigarse bien, ufffff, hay algunos que no pueden disimular el mal olor corporal.

Eso mismo sucede también en el panorama celebrity, y es que por muy famosos que sean, es vox populi en el mundillo VIP que algunos huelen a ‘choto’ y que hasta sus propios compañeros se quejan de ello.

Dentro de la lista negra de los ‘apestad@s’ están, por ejemplo, Robert Pattinson, al que parece no gustarle mucho pasar por la ducha, al igual que su ex, Kristen Stewart, y es que nunca mejor dicho eso de “dios los cría y ellos se juntan” porque si no… ¿Cómo podrían aguantarlo?

Se suman a los ‘malolientes’ Johnny Depp, que tampoco está muy a favor de lavarse, así como Leo Dicaprio, y es que su concepción ecológica de la vida le permite ducharse sólo dos veces en semana y no usar desodorante.

Lo mismo piensa Julia Roberts, que también es así como muy hippie con el tema higiénico. Al igual que Matthew McCounaghey que tampoco le da ni a la colonia ni al desodorante si no son naturales.

Y aunque no te pudiera pasar siquiera por la mente, Brad Pitt también es otro de los que se suman al listado, al igual que Orlando Bloom, cuya ex esposa, Miranda Kerr, confesó que el actor no se cambiaba de ropa en varios días. Otra que tiene la misma filosofía de vida es Cameron Díaz, que tiene claro que lo mejor es usar cuatro días seguidos la misma ropa para luego tirarla.