A raíz de la noticia de que Jennifer Lawrence entra en casa de Ashton Kutcher y Mila Kunis sin ser invitada, llega a Celebrities.es los famosos que no son bien recibidos por sus vecinos. Recordamos a algunas estrellas que se convierten en la peor pesadilla de su vecindario.

A Justin Bieber le salió cara la jugarreta de lanzar huevos a sus vecinos, una trastada por la que acabó pagando 80.900 dólares y cinco días de trabajos a la comunidad. Miley Cyrus también es una vecina un tanto odiada porque a sus vecinos les parece una mala influencia para sus hijos.

Otros ejemplos son Kim Kardashian y Kanye West ruidosos por sus fiestas Kate Moss, que celebró su cumpleaños durante 3 días seguidos. Beyoncé retumba a sus vecinos llegando a su casa deInglaterra en un ruidoso helicóptero. George Clooney, Wilmer Valderrama, Paulina Rubio, Rita Ora, Chris Brown, Leonardo DiCaprio, Robert Downey jr. y Taylor Swift son otros famosos que tienen a sus vecinos bastante hartitos.

Por otro lado, aunque Alaska y Mario sean unos vecinos ejemplares, sus fans no paran de molestar a sus vecinos llamando constantemente a los telefonillos.

Estos famosos no llevan una vida normal y tranquila, parece que todo vale para ellos, pero no...  ¡Tienen que recordar que viven en comunidad!