Los regalos que hacemos las personas corrientes no encajan para nada a los que se estilan entre la 'jet set' celebritera. Un bolso, un perfume o una buena cena, son los regalos más 'flojitos' que se hacen las celebrities. Un bolso de piel de cocodrilo valorado en 99 mil euros como el que David Beckam le regalo a su mujer Victoria, un inodoro de diamantes que Ben Affleck le regalo por aquel entonces a Jennifer López o el bolso de Hermer Birkin que Kanye West le regaló a su mujer Kim Kardashian, son regalos que les saben a poco.

Porque si hablamos de regalazos, ¡atentos! Jay Z le regalo a Beyoncé una isla, y para agradecérselo la diva le regaló un Bugatti Veyron. Y si de motores va el tema, por sus 18 años, Justin Bieber, recibió un Lamborghini y su mentor Usher que no quería quedar de menos le regalo un Range Rover. Por otro lado, Bieber organizó  una cita con su ex novia Selena Gómez, sacó su lado más romántico y alquiló para los dos solos el estadio de Los Lakers, donde compartieron un cena romántica y vieron la película de 'Titanic'.

Para regalos exquisitos una vez más, David Beckham se lleva la palma, el futbolista le regaló una cena a su mujer e hizo que los chefs de su restaurante favorito 'The Posh' en Londres, fueran a cocinar a su casa. Hay que tener en cuenta que vivían en España, y no sólo eso, otro de los regalos de la pareja más chic fue la adquisición de  una viña en California o un juguete sexual de platino y diamantes, que sorprendió gratamente a Victoria.

Kate Perry se corona, la cantante le regaló a su ex esposo Russell Brand un viaje al espacio. Este capricho le costó cerca de 200 mil dólares, que lo hiciera o no ya no lo sabemos. Angelina Jolie tampoco se queda corta, ella prefirió regalarle a Brad Pitt un helicóptero y clases para manejarlo, una moto exclusiva con un diseño específico y además una cascada en un terreno en California para que Pitt puediese construir su casa soñada con una cascada. ¿Qué te parece?