Irina Shayk y Bradley Cooper no acabaron en muy buenos términos cuando pusieron punto y final a su relación el pasado mes de junio. Un punto y final que llegó después de que muchos rumores apuntaran a una posible infidelidad del actor con Lady Gaga, tras muchas habladurías sobre lo que podría existir entre ellos tras haber protagonizado juntos la película 'Ha nacido una estrella'.

Un supuesto romance que meses después la propia Gaga se encargó de desmentir tras asegurar que hicieron muy bien su trabajo al dar a entender que estaban enamorados, pero nada más lejos de la realidad. De hecho, recientemente a Bradley se le relacionó con la actriz Ana de Armas tras abandonar juntos una fiesta en un hotel, y la cantante presume de nuevo amor en las redes sociales, junto al empresario Michael Polansky.

Pero ahora una inesperada foto en la que aparecen Bradley e Irina muy sonrientes demuestra que la pareja podría llevarse mejor de lo que se pensaba. Y es que las últimas imágenes que se vieron de ellos cerca, que no juntos, fue cuando el pasado verano la modelo rusa entregaba a su hija Lea a su padre en el aeropuerto de Ibiza entre caras de pocos amigos.

De ahí que todo el mundo se haya sorprendido al ver la foto en la que la expareja posa durante la fiesta posterior a los Premios Bafta celebrada por la revista Vogue británica. De hecho aparecen posando junto al editor jefe de la misma, Edward Enninful. Una imagen que ha dado mucho de qué hablar y que ya ha dado la vuelta al mundo.

Seguro que te interesa...

Las fotos que demuestran que la madre de Irina Shayk es su gran apoyo tras su ruptura con Bradley Cooper