Con cara de desconcierto se quedó el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, cuando fue a darle la Medalla Nacional de las Artes y Humanidades al actor Mel Brooks quien bromeó delante de todos los presentes en la Casa Blanca con bajarle los pantalones al presidente.

Un gesto que desencadenó las risas en el evento, incluida la de Obama cuando se percató de la broma. Antes de ello, Barack comentó que el intérprete recibía este galardón "por dedicar toda una vida a hacer reír al mundo", algo que dejó patente en el momento.

Al final de la ceremonia, Barack Obama dijo que Mel Brooks: "puso el tono a la ceremonia", añadiendo que "históricamente, este ha sido un asunto mucho más serio".