"Al principio estuve, sin duda, frustrado por el comportamiento de mi hijo, pero he llegado a un punto en el que estoy desilusionado con el sistema. Si llegas a cometer un error, te castigan. En el caso de mi hijo, se ha pasado casi dos años en confinamiento solitario por culpa de su enfermedad, porque la adicción es una enfermedad". Con estas palabras Michael Douglas dedicaba su Premio Emmy en 2013 a su hijo Cameron Douglas.

Ahora que ha salido de prisión, Instagram se ha convertido en el mejor aliado de Cameron para mostrar su cambio tanto físico como personal después de haber pasado siete años en la cárcel por posesión y tráfico de drogas. En las imágenes podemos ver cómo ha evolucionado su cuerpo que ahora luce mucho más tonificado y sano. "Sueña en grande" o "Mejores días" han sido algunas de las palabras elegidas por el hijo del actor para acompañar a sus fotos donde vemos que tiene muchos planes de futuro como anuncia él mismo.

Además, el hijo del conocido actor se tatuado tanto a su padre como a su abuelo, Kirk Douglas, en el torso rindiéndoles así un homenaje. Según Page Six, Cameron estaría pensando en escribir un libro de su experiencia en prisión:"Hablará de su lucha por ser hijo y nieto de íconos de Hollywood y de sus malas decisiones que lo llevaron a la cárcel. Él cree en un nuevo comienzo y en la oportunidad de una nueva vida", confiesa una fuente al citado medio. El hijo se está esforzando por comenzar una nueva etapa en su vida ya que está yendo a un centro de rehabilitación en Brooklyn, Nueva York.