Rachel Evan Wood llegaba a la alfombra roja de los Globos de Oro 2017 vestida con un traje en blanco y negro firmado por Altuzarra. No es la primera vez que la actriz apuesta por esta prenda para acudir a unos premios, y es que en el último año esta ha sido una de sus muchas formas de luchar por los derechos de la mujer.

La intérprete de ‘Westworld’ ha querido aclarar a Ryan Secrets durante la retransmisión desde la red carpet: “Me encantan los vestidos, no quiero hacer un alegato”. Pero añadió: “Quiero demostrar a las niñas y a las mujeres que ponerse un vestido no tiene porqué ser un requisito único. No tienes porqué llevar uno sino quieres, solo sé tú misma porque vales mucho más que eso”.

Además, ha querido dejar claro que su traje, hecho a medida, era un homenaje a Marlene Dietrick, a Julie Andrews en ‘¿Víctor o Victoria?’ y a David Bowie, por el que hubiese sido su 70 cumpleaños.

De hecho, hace unos meses también concienció contra las agresiones sexuales gracias a su testimonio en la revista Rolling Stone, donde explicó que fue violada en dos ocasiones: “Sí. He sido violada. Por un ser querido mientras estábamos juntos. Y en otra ocasión por el propietario de un bar”.