'La Bella y la Bestia' es la última película que protagoniza Emma Watson, y con la que está recorriendo el mundo para promocionarla. Pero a pesar de su ajetreada agenda en estos momentos, la actriz ha conseguido deslumbrar en todas y cada una de las alfombras que ha pisado. Ante esto, Into The Gloss, el portal dedicado a la belleza y el bienestar, con quien ha hablado recientemente, quiso saber sus principales rutinas de higiene y belleza.

A sus 26 años, Emma ha conseguido conquistar al mundo con sus ideales, su defensa de la mujer, su forma de llevar la fama y, por supuesto, con sus capacidades en el mundo de la interpretación. Pero, evidentemente, una vida marcada por el éxito como la suya no es fácil de llevar, y para relajarse durante el día, la actriz ha confesado que se da un baño: "Tomo un baño cada día de mi vida. Y si puedo tomar dos o tres, maravilloso". Y añadió: "Nada terrible sucederá en la bañera, así que siempre encuentro tiempo para eso. Puedo tomar una llamada telefónica en la bañera, cualquier cosa".

Pero esto no es todo, y es que después de confesar su gusto por los baños con aceites y pétalos de rosa "inspirados por Cleopatra", la conversación cambió por completo y habló de sus partes más íntimas. "Me he decolorado el labio superior desde que tengo nueve años. No lo hago muy a menudo, pero lo hago. Está eso, y uso Fur Oil. Uso eso donde sea, desde la punta de mi cabello hasta mis cejas y mi vello púbico. Es un maravilloso producto para todo tipo de propósito", explicó la actriz. Unas sorprendentes declaraciones que nos han dejado a todos con los ojos como platos.