Tras seis meses de romance, Courteney Cox se comprometió con el rockero Johnny McDaid en junio de 2014. Sin embargo, el amor no siempre triunfa y es mejor darse cuenta a tiempo de lo que el corazón te dice: la pareja ha decidido romper su compromiso y cancelar su boda, según informa TMZ.

Ambos llevaban ya un tiempo debatiendo qué era lo que sentían en realidad y, según el citado portal, ha sido el guitarrista de Snow Patrol quien se ha decantado por cortar la relación. Johnny cogió las maletas y se marchó de la casa de la actriz en Malibú días antes de Acción de Gracias hacia Inglaterra.

La ahora expareja nunca había terminado de coincidir en sus decisiones. Al parecer, Courteney tenía un modo de ver la vida y unos planes de futuro que no se parecían en nada a los que tenía el guitarrista, ya que la actriz es mucho más extrovertida y le encanta salir con sus amigos, mientras que a McDaid le gusta más la vida casera.

"Estaban haciendo terapia de pareja porque tenían un montón de problemas. Él decidió que quería separarse. No dio una razón, en realidad, pero básicamente dijo que quiere centrarse en la música y no soportaba más esa situación", ha explicado una fuente cercana a la expareja. Y es que es mejor dejar las cosas a tiempo, antes de que el final feliz se convierta en desastre.