Charlize Theron no ha tenido una infancia muy fácil, como ya ha contado en varias ocasiones, la actriz ha vivido situaciones muy complicadas en su casa debido a que su padre era alcohólico. Ahora, ha vuelto a hablar de este tema confesando a todo lo se ha tenido que enfrentar su familia.

Un episodio que, sin duda, nunca olvidará es la noche en la que su madre mató a su padre en legítima defensa, momento el que no supo cómo reaccionar: "Simplemente fingí que no sucedió. No se lo dije a nadie, no quería decírselo a nadie. Cuando alguien me preguntaba, le decía que mi padre murió en un accidente de coche. ¿Quién quiere contar esa historia? Nadie quiere contar esa historia", decía durante la entrevista.

Theron ha confesado que también le importaba la reacción de la gente con todo lo sucedido, y es que ella nunca ha querido que se la viera como una víctima en toda esta historia: "No saben cómo responder a eso. Y no querría sentirme víctima. He luchado con eso durante muchos años hasta que realmente comenzó la terapia", lucha que no terminó hasta que cumplió 30 años, momento en el que inició la terapia.

Pero lo que sí asegura la actriz es que el trauma no viene por la muerte de su padre, sino por el miedo constante vivir con un padre adicto a la bebida:"Creo que lo que más me afecto para mi vida adulta fue vivir todos los días en casa con un alcohólico y despertar sin saber lo que iba a suceder. Y no sabía cómo iba a ir mi día. Todo dependería de otra persona y de si iba o no a beber", confesó.

Por último, Charlize dejó claro que se siente muy orgullosa de su madre y que para ella es todo un ejemplo a seguir: "Tengo una madre increíble… Ella es una gran inspiración en mi vida. Nunca ha tenido terapia. Una madre que realmente nunca tuvo terapia tratando con algo así, tratando de apartar a su hija de eso. Su filosofía era: "Esto es horrible. Ahora tengo que hacer una elección. ¿Esto te define? ¿Vas a hundirte o vas a nadar? Eso fue todo", decía la actriz.