Ariel Winter se ha hecho hueco en Hollywood destacando por su interpretación en la famosa serie 'Modern Family', pero también por su lucha en contra del bullying y los abusos.

La actriz ha declarado en más de una ocasión que tuvo una infancia traumática debido a los abusos físicos y emocionales que sufrió. Estos precedentes la llevaron a emanciparse de su madre Crystal Workman y coger las riendas de su vida.

La actriz ha declarado para The Hollywood Reporter que su infancia supuso un capítulo muy duro en su vida, además de que no tenía permitido tener amigas porque "Las mujeres son una competencia, así es como muchas personas lo ven". Además, "La presión para las audiciones era muy intensa, ya que no puedes cometer errores si tienes a alguien a tu alrededor que está constantemente observando".

Añade también: "La comida era muy muy restringida" y la educación no era una prioridad. Por eso la actriz ha asegurado que empezar a estudiar en la Universidad de California (UCLA) es iniciativa propia, ya que está muy interesada en seguir aprendiendo. La joven quiere adquirir conocimientos suficientes para especializarse y así poder ayudar más adelante a personas víctimas de abuso.

Así, Ariel ha confesado que, aunque tuvo una infancia muy dura, no cambiaría nada de ella pues gracias a estas experiencias es la mujer en la que se ha convertido: "Aunque desearía haber tenido una niñez mejor, no lo cambiaría, porque me hizo quién soy hoy", sentenció la actriz.

Además, entre estas dura vivencias Winter explica como su madre empezó a sexualizarla desde muy pequeña: "las minifaldas más pequeñas, trajes de marinero, cosas de corte bajo y los vestidos más cortos que te puedas imaginar", empieza diciendo.

Y termina comentando: "La gente pensó que yo tenía 24 años cuando tenía solo 12. Si iba a haber una escena de nudismo cuando yo tenía esa edad, estoy completamente segura de que mi madre habría dicho que sí".