Brad Pitt y Angelina Jolie han pasado tres años muy duros desde que anunciaron su divorcio en septiembre de 2016 por diferencias irreconciliables, y desde ese punto y hora no han tenido más que problemas en el proceso de separación debido a la custodia de sus seis hijos, tema que han priorizado por el bienestar de sus pequeños.

Pero parece que las aguas vuelven a su cauce, eso es lo que se deduce tras la última decisión de Angelina Jolie, que ha hecho muy feliz al actor, y es que parece que han llegado a un acuerdo en el que Pitt se quedará con ellos todo el verano, mientras que ella rueda en Nuevo Mexico la pelicula 'Those Who Wish me Dead'.

Esa decisión ha dejado eufórico a Brad, y según una fuente ha explicado a The Sun: "Está en la luna. Ha invitado a sus padres, Jane y William, a que se queden con ellos en su mansión en Los Ángeles y puedan pasar un buen tiempo en familia", confirma. Esa misma fuente ha asegurado que habría sido Angelina la que se puso en contacto directamente con su exmarido sin necesidad de abogados para comentarle que cuidara a los niños.

Por lo que la ex pareja va zanjando temas relacionados con su divorcio, ya han dado un gran paso con lo que respecta a sus hijos, Maddox, Pax, Zahara, Shiloh y los mellizos Vivienne y Knox. Otro tema que han dejado intacto ha sido una empresa de vinos que Pitt y Jolie compartían, y que han decidido no desecharla para que en un futuro sus hijos se beneficien de ella.

Angelina Jolie y Brad Pitt junto a sus seis hijos | Gtres

Seguro que te interesa...

El novio millonario con el que Angelina Jolie ya estaría planeando su boda