Maxi Iglesias cambia los guiones por los discos y se convierte en un Dj de lujo en la fiesta organizada por SEAT, en el hotel Rabal de Barcelona. Allí se juntó con otra pareja de guaperas que iba calentando motores: Luis Fernández y Jaime Alguersuari.

Como de bujías va la cosa el piloto de Fórmula 1, Jaime Alguersuari, de la escudería Toro Rosso, ha impartido una master class pero no sobre como hay que meter la primera... sino cómo pinchar. El piloto no sólo es un as al volante, sino que es guapo, simpático y además...Dj. ¿Qué le falta a este chico?

El vasco explicó a Maxi el funcionamiento de la mesa de mezclas y demás truquillos que este apasionado de la música domina. Lo que no sabemos es qué haría Luis Fernández, ¿cantaría?  ¿rapearía? El caso es que tampoco importa mucho por que nos encanta que nos alegre la vista.

Los tres mosqueteros de la noche catalana robaron el sueño a todos los que tuvieron la oportunidad de sobrevivir a esas sonrisas de cine, esos cuerpos que incitan al pecado y esos ojos de escándalo. ¡Quién los pillara!