Tamara Gorro confirmaba hace unos días que su marido, Ezequiel Garay, había dado positivo por coronavirus. La televisiva declaraba además que seguramente ella también estuviera contagiada, pero como en estos momentos no presentaba síntomas, prefería no colapsar los centros sanitarios en favor de las personas que sí los necesitan ahora.

Ahora en su casa siguen al de la letra las recomendaciones médicas, y el futbolista está aislado en una habitación con mascarilla. En la imagen podemos ver cómo la pareja se ve a través del cristal de la ventana, mientras unen las palmas de sus manos y Tamara le lanza un beso a su esposo.

"Juntos en la distancia", escribe Tamara junto a la imagen. Una instantánea de lo más romántica que muestra cuál es su situación actual, pero la colaboradora intenta buscar el lado positivo. Y es que Garay fue operado además hace nada de su rotura de ligamentos, por lo que de una forma u otra iba a tener que guardar reposo.

Seguro que te interesa...

El mensaje de Tamara Gorro tras el positivo de su marido, Ezequiel Garay, por coronavirus: "Estaré infectada"