Sara Carbonero asegura que, como toda la gente de su edad, se enganchó muchísimo a este concurso no perdiéndose ni una sola gala desde su inicio: "Operación Triunfo fue un programa de música, pero no nos engañemos, era mucho más. Nos encariñamos con los concursantes, lloramos, reímos y claro, hicimos nuestras las historias que se vivieron dentro de la Academia. Incluidas las historias de amor, esas eran las mejores".

Sara Carbonero afirma que para ella, la actuación de Chenoa y Bisbal durante el concierto del pasado lunes, también era su momento más esperado y es que ¿a quién no le da morbo ver a dos personas que han sido pareja durante algunos años cantando juntos una canción de amor?

La mujer de Iker Casillas se une a esa gente que piensa que no hubo cobra de David Bisbal a Chenoa por mucho que nos empeñemos en ver que si la hubo. Sara no entendía algunas de las opiniones que la gente dio después del concierto: "Leí incluso que la gente estaba indignada porque no iban a volver a estar juntos como pareja después del concierto", la periodista afirma que cuanto más leía, menos entendía.

Sara Carbonero explicó que a veces somos nosotros los que nos enamoramos de las historias de amor de otras personas y si nos las cambian nos están rompiendo el corazón. La presentadora se atrevió a comparar la historia de Chenoa y Bisbal con algunas como la de Dylan y Brenda en 'Sensación de vivir', la de Quimi y Valle en 'Compañeros', Heidi y Pedro o Homer y Marge en Los Simpsons.