Todo el mundo nos estábamos preguntando qué pasaría después de la cobra entre David Bisbal y Chenoa. Según relata el portal Vanitatis, a posteriori del show hubo una fiesta para los extriunfutos, familiares, famosos, amigos y medios, y allí hubo un nuevo reencuentro de ambos artistas.

Según este medio, Laura no tuvo reparos en acercarse a saludarle, además de charlar con la novia actual del almeriense, la venezolana Rosanna Zanetti, y la familia del cantante, con la que estuvo conversando durante largo rato. Ni rencores ni nada de nada, se ve que entre ellos el cariño es lo que sigue existiendo.

Mucho se ha puesto en duda además que la cobra existiese en realidad ya que, tras publicarse las imágenes desde el ángulo opuesto de la cámara, se ha cuestionado si realmente existió el momento o no. Y tú, ¿qué opinas? ¿Hubo o no hubo cobra?