De todas las épocas del año la Navidad es una de las fiestas que esperas con más ilusión por todo lo que representa. Estar con la familia, vivir momentos inolvidables, la llegada de Papá Noel o Los Reyes Magos y sobre todo la magia de estas fechas.

Pero, no todo es bueno en Navidad, y es que hay a veces que hay pequeños imprevistos que provocan que las fiestas se conviertan en todo un desastre. Algo que le ha sucedido a algunos famosos como por ejemplo:

Manel Fuentes organizó una Navidad de película en Nueva York aunque el final del viaje no fue tan idílico como esperaba, y es que tuvo que adelantar su fecha de regreso y terminó tomándose las uvas en el avión.

Elena Furiase vivió una de sus navidades más surrealistas en Argentina, país natal de su padre, porque la hija de Lolita no daba crédito a pasar estas fechas bañándose en la playa: "Allí era verano y en Nochebuena estuvimos todo el día en la playa. Me acuerdo que le preguntaba a mi padre por qué Papá Noel iba tan abrigado con el calor que hacía allí", recuerda la actriz.

Paula Echevarría y Fernando Tejero comparten anécdota. A Ambos actores se les fue la electricidad de su casa justo antes de dar las Campanadas por lo que tuvieron que improvisar con una cacerola para tomarse las doce uvas.

Algo parecido le sucedió a Soraya pero en esta ocasión se estropeó solo la televisión. Aunque en su caso no tomaron uvas y pensó que iba a tener un año horrible.

Peor suerte tuvo Tania Llasera a quien robaron en plenas fiestas y se llevaron todos los regalos y la comida que tenía preparada. Al final tuvieron que cenar una tortilla, relata la presentadora.

Sonia Ferrer también se quedó una Nochebuena sin cenar pero en este caso fue por culpa de su perra. El animal se comió parte de la comida y el resto lo enterró en el jardín.

Por último, está el caso de Antonio Velázquez quien confiesa que en su casa en habitual hacerse regalos divertidos o chorras. Pues bien, un año al actor le regalaron un pack de películas porno, imagínate la cara del intérprete la abrir el regalo.