Celebrities » De aquí

SUS ÚLTIMAS PALABRAS

El mensaje de Ana Obregón en el primer Día de la Madre sin Álex Lequio

Hoy ha sido el primer Día de la Madre que Ana Obregón ha tenido que pasar sin su hijo, Álex Lequio. Seguramente la actriz no haya tenido fuerzas para festejar con sus padres y su familia un día tan señalado como este, sin embargo, Ana ha querido acordarse públicamente de su hijo.

Gtres Ana Obregón reaparece ante las cámaras

Publicidad

Hasta ahora solo hemos hablado de la parte agradable del Día de la Madre. Por ejemplo, de lo feliz que son todas aquellas mamás que lo celebran por primera vez como hijas y como madres o en general, de todas las mujeres que tienen la fortuna de poder pasar una fecha tan señalada en compañía de todos sus hijos. Pero como en este vida, todo lo bueno a su vez tiene un lado malo y en este caso, el Día de la Madre también tiene una cara amarga.

Para todas las madres que han perdido a un hijo, la jornada de hoy se torna dura y apesadumbrada. Ana Obregón es una de esas madres que experimentarán lo que es pasar un día como este sin lo que más quieren en el mundo y con un profundo e indeleble dolor en el pecho. La presentadora vive hoy su primera celebración por el Día de la Madre sin su hijo, Álex. El joven falleció el pasado 13 de mayo, a la injusta edad de 27 años y tras haber batallado en una larga lucha contra el cáncer.

Ana recuerda a su hijo Álex

A pesar del dolor, Ana Obregón no a querido dejar pasar el día sin honrar la memoria de Álex y por eso le ha dedicado unas sentidas palabras a través de su redes sociales. "Es mi primer día de la madre sin ti, hijo mío , y daría mi vida , mi futuro completo, para que volvieras", comenzaba diciendo la actriz.

Después ha compartido el contenido de una emotiva charla entre madre e hijo. En dicha conversación, Aless reconforta a su madre y le asegura que él siempre estará con ella: "Mamá tu fuiste la primera persona que me quiso y la primera persona que amé. Siempre estuviste cuando te necesite cogiéndome de la mano con amor hasta el final y siempre sabías cuando necesitaba un abrazo. Estoy cada segundo contigo, Mamá ,en tu alma y tu corazón. Porque no me llevé tu corazón pero si dejé el mío contigo. Un día te cogeré de la mano y te llevaré al paraíso pero hasta entonces , Mamá preciosa ,cuando quieras verme solo tienes que cerrar los ojos y escuchar un susurro con lo ultimo que te dije: “te quiero desde siempre y para siempre, Mamá".

Para finalizar, la intérprete se dirigía directamente a su hijo para contarle lo orgullosa que está de haber sido su madre y ara agradecerle lo feliz y dichosa que le ha hecho sentir: "Quizás algún día vuelva a vivir cuando nos reencontremos, pero por si no lo hago , nunca olvides que ha sido y es un privilegio ser tu MADRE y que te quiero mas que a mi vida.".

....

Seguro que te interesa:

El mensaje de Ana Obregón a su hijo: "Hubieras sido un buen padre"

Publicidad