María José Campanario y Jesulín de Ubrique vuelven a recuperar poco a poco la normalidad en sus vidas. A la mujer del diestro por fin le han dado el alta hospitalaria después de estar aproximadamente dos meses ingresados en la clínica El Seranil en Málaga. Centro en el que ha recibido tratamiento para regularle el sueño y la alimentación debido a su enfermedad (fibromialgia).

Fue Campanario quien decidió voluntariamente ingresar en esta clínica debido a las dolencias que sentía continuamente por la enfermedad: "Necesitaba que me ayudaran a regular el sueño, no descansaba. He llegado a dormir tres horas en una noche y eso es muy difícil de aguantar", decía para Hola.

Hace poco éramos testigos de la recuperación de María José al publicarse unas imágenes de ésta dando un paseo con su marido. Unas fotos en las que es evidente la recuperación de la mujer del torero, que dejaba atrás el rubio platino que tanto shock causó para volver a su color habitual.

Estas últimas semanas, la Campanario podía disfrutar de algunos permisos puntuales que el centro que la trataba le daba para poder ver a su familia y pasar un buen rato con ellos. Tanto el torero como el resto de su familia han sido un apoyo esencial para ella. Ahora, por fin ha vuelto a casa muy recuperada, aunque tendrá que seguir acudiendo a alguna consulta.