Como cada año Lara Álvarez y su hermano Bosco han disfrutado de unas paradisíacas vacaciones. El año pasado los hermanos Álvarez viajaron a Bali y este año el destino elegido ha sido México. La presentadora, como nos tiene acostumbrados, ha compartido varias imágenes de esta escapada familiar, unas instantáneas que han dejado con mucha envidia a más de uno.

Después de más de 10 días disfrutando de las playas de este país, Lara ha vuelto a España donde alguien muy especial la esperaba ansioso: su perro Choco. Así es, ha sido la misma Lara la que ha compartido en su perfil de Instagram el vídeo del tierno reencuentro entre ella y su perrito. Si algo sabemos de la presentadora es que siente auténtica pasión por su perro, pero sobre todo por su guapo hermano hasta el punto de haber dicho que él es el hombre de su vida.

Respecto a su situación sentimental, Lara siempre ha mantenido ese aspecto de su vida muy privado. La ex de Fernando Alonso no se ha sentido nunca cómoda hablando de su vida privada y menos conociendo lo que eso conlleva mediáticamente.