Aquí un tutorial sobre reutilización para crear tu propio almacenaje. Reúne 5 portadas que te gusten y en menos de lo que dura una peli, tendrás tu primera caja acabada. La idea, es tirar de portadas de discos que hayan perdido el vinilo, o que lo tuviesen rayado. Y si en tu vida no hay ninguna así, siempre podrás encontrarlas en tiendas de discos de segunda mano o en rastros.

Como siempre, el caso es autofabricarte algo que necesites partiendo de algo que no se esté usando. ¡Incluso el cordón para coser las portadas puede ser reutilizado! Te aseguro que es infinitamente más divertido, a medida y sostenible, que lo que hubieses encontrado en cualquier centro comercial.

Seguro que te interesa...

Reinventa tus jerseys