Julio Iglesias ha concedido una entrevista para la televisión gallega en la que ha confesado cómo está su relación ahora mismo con sus hijos y sobre las mujeres que ocuparon su corazón a lo largo de su vida. Una entrevista en la que el cantante ha hablado si ningún problema sobre todos estos temas.

Es evidente que la relación del artista con sus hijos no es del todo buena desde hace años y, sobre todo, con Enrique Iglesias. Él mismo ha confesado que nunca fue un padre cariñoso y atento debido a que su carrera profesional siempre le mantenía ocupado.

Pero sí ha dicho lo orgulloso que se siente de su hijo Enrique y de todo el éxito que está logrando como cantante:"Hablar de mi hijo Enrique es muy complicado. La emoción que siento cuando le veo brillar no tiene comparación con nada. No tengo una relación fácil con él, porque Enrique es muy personal, no admite sugerencias. Y siempre que hablamos lo hacemos de cosas superficiales, pero es un campeón y creo que se parece mucho a mí", decía Julio.

Parece que el intérprete de 'Bailando' ha hecho llorar en más de una ocasión a su padre:"Mi hijo me hace llorar muchas veces, porque, me toca fibras muy importantes. Enrique es un rebelde con causa, porque no he sido un padre muy apegado a mis hijos y no tuve tiempo para estar con ellos. Para mí, un padre es el que los lleva al colegio, les pide las lecciones".

Respecto a las mujeres que han pasado por su vida ha asegurado lo siguiente:"Me han gustado mucho las chicas y he aprendido a quererlas. Si no las quisiera mucho no podría tener ocho hijos”, pero la frase estrella ha sido: “He sido fiel al amor, pero no un hombre fiel", decía reconociendo su fama de conquistador.