Eran las 13:15 de las mañana cuando Isabel Pantoja abandonaba la cárcel de mujeres de Alcalá de Guadaría (Sevilla) para disfrutar del primer permiso penitenciario de cuatro días que le concedieron el pasado miércoles la juez de Vigilancia Penitenciaria número 2 de Sevilla.

Ha sido su hermano Agustín Pantoja el encargado de recoger a la tonadillera. El hermano de la cantante ha acudido en un coche rojo en torno a las 13:00 horas. Isabel se encuentra cumpliendo una condena de dos años por un delito de blanqueo de capitales.

Una salida que ha sido posible gracias a que Pantoja ya ha cumplido una cuarta parte de su condena, y por la buena conducta de la cantante dentro de la cárcel. Así lo recogió la Junta de Tratamiento de la cárcel de mujeres de Alcalá, que emitió un informe  favorable a que se conceda a la tonadillera un primer permiso para salir de la penitenciaria.