Celebrities » De aquí

Pasó la Nochevieja en su casa rodeada de los suyos

El incendiario mensaje de María José Campanario

María José Campanario ha querido despedirse del 2017 respondiendo a aquellos que la han estado criticando y poniendo en duda la veracidad de su enfermedad y lo ha hecho a través de su cuenta de Facebook.

María José Campanario

Gtres María José Campanario

Publicidad

En los últimos meses María José Campanario ha tenido que ser ingresada varias veces por la fibromialgia que padece, especialmente desde la fuerte crisis que sufrió el pasado mes de junio. Desde entonces, sus idas y venidas del hospital se han convertido en algo frecuente. Es más, la odontóloga tuvo que ser ingresada unos días antes de Navidad y sólo pasaron siete días hasta su última recaída.

Desde que comenzó su enfermedad, son muchos los que la critican y opinan sobre ella de manera cruel y, harta de esos comentarios, María José ha decidido contestar antes de que acabase el año. Lo ha hecho con un selfie publicado en su Facebook, al que acompaña un largo texto en el que expresa lo cansada está de que se ponga en duda su enfermedad.

"No me gusta dar pena a nadie. Ingreso porque soy intolerante a muchos medicamentos, y los únicos que se pueden poner en mis brotes son hospitalarios", confiesa en el post. Además, añade que no le gusta estar ingresada pues prefiere estar en casa con sus hijos.

Tampoco le gusta que la gente se crea con derecho a criticar sólo porque su cara sale en las revistas. "'Esta 'tía' tiene nombre y sufre como tú y como cualquiera. Puedes creer o no, pero la fibromialgia es así. No se ve por fuera, te mata por dentro", dice para todos aquellos que ponen en duda su enfermedad. A lo que añade, "Lady Gaga y Morgan Freeman lo han contado igual y no pasa nada, pero como yo soy la mierda la Campa.... Hay mucho más allá en las personas que salimos en una pantalla de televisión".

Por su publicación parece que la Campanario pudo pasar la Nochevieja en su casa aunque tuviese que volver al hospital al día siguiente para continuar con el tratamiento. Según su entorno, esta última recaída se debe al estrés al que últimamente se ha visto expuesta por las batallas legales en las que está implicada y por el encontronazo que tuvo su marido, Jesulín de Ubrique, con un periodista.

Publicidad