Mucho se ha hablado sobre que Aitana Ocaña había decidido quedarse en Madrid y se había mudado a la antigua casa que Blanca Suárez posee en un céntrico barrio de Madrid.

Un momento muy especial para la cantante que ha contado durante su entrevista a 'El Hormiguero' cómo lo vivió. Por lo visto la despedida fue de lo más lacrimógena para sus padres…