Tom Daley y Dustin Lance Black hicieron pública su historia de amor hace dos años. Desde entonces, la pareja se ha convertido en un referente del colectivo LGTB. Mientras que el saltador de trampolín se prepara para llevarse el oro en los próximos Juegos Olímpicos, que se celebrarán a partir del 5 de agosto en Río de Janeiro, ambos tienen en mente ser padres y planes de boda, los cuales pondrán en marcha una vez acabadas las Olimpiadas.

Tom y Black han demostrado que la edad no importa cuando se trata de amor. El primero tiene 22 años y el segundo 42. Una gran diferencia de edad que no les impide llevar una vida normal como pareja.

Daley concedió una entrevista para el diario The Sun en la que decía que los planes de boda siguen en pie y que lo que más ansía es formar una familia junto al que será su futuro esposo. "No es una cuestión de 'si…', se trata de cuándo", apuntó. "Continuamente he dicho que voy a ser saltador de trampolín siempre y cuando mi cuerpo me lo permita. Pero lo bueno de ser un atleta es que te retiras joven y tienes toda la vida por delante", continuó.

Parece que el joven lo tiene muy claro y es que hacen una pareja estupenda, ¡normal que quieran casarse y formar una familia juntos!

Tom terminó la entrevista diciendo que va a poner todas sus energías en convertirse en buen esposo y buscar la posibilidad de ser padres juntos.