Lamar Odom, que ha decidido ingresar en un centro de rehabilitación para empezar bien el año 2017, ha hablado para el programa The Doctors y ha recordado, con lágrimas en los ojos, cómo fueron los tres días que estuvo en coma y cómo fue su relación con Khloé Kardashian, a quien todavía quiere con locura.

"No estaba bien, ni si quiera mentalmente, antes de que ocurriera ese incidente. Khloé y yo pasábamos por un mal momento. Estaba en un lugar muy oscuro, sin salida", confesaba el exjugador de la NBA, que parece haber tenido varios problemas por culpa de las drogas. Y es que, una de las veces, Lamar estuvo a punto de morir.

Pero ya no queda nada de aquellos tiempos en los que el que fue compañero de Pau Gasol en los Lakers no encontraba la solución a sus problemas, pues mientras que ya ha asumido que la rubia de las Kardashian está felizmente enamorada de Tristan Thompson, él pretende seguir caminando hacia la recuperación.

Khloé Kardashian y Tristan Thompson | Gtres

"Estaba muy asustado", decía recordando cómo fue el momento en el que se despertó del coma. "No sabía que había sufrido un coma hasta que me lo dijo mi mujer. Yo abría la boca y no salía ningún sonido", refiriéndose a la del clan Kardashian, que por aquel entonces era su todavía esposa a pesar de llevar años separados.

Se casaron en 2009 después de llevar un mes juntos y su matrimonio duró hasta el año 2013, cuando Khloé le pidió el divorcio. Tras varios altibajos, con idas y venidas y envueltos en rumores y polémicas, no ha sido hasta hace relativamente poco cuando se han separado de forma definitiva.