La muerte de Kobe Bryant ha dejado desolado al mundo entero. El jugador de la NBA era muy querido tanto por aficionados al baloncesto como por seguidores de todas partes. Una auténtica leyenda que perdía la vida este fin de semana en un accidente de helicóptero en el que viajaba junto a otras siete personas, entre ellas su hija mayor, Gianna, de trece años, quien había heredado la pasión de su padre por el basktet.

Kobe deja huérfana a la familia numerosa que había formado junto a su mujer, Vanessa Laine, con la que se casó en 2001, desoyendo entonces los consejos de Michael Jordan, de que se casaba demasiado joven, además de los de sus padres, que no estaban de acuerdo con que su hijo se uniese a una mujer no afroamericana. Pulsa arriba al play para enterarte de todo.

Se conocieron en el 2000 cuando ella tenía 17 años y él 20 y juntos formaron una familia numerosa con sus cuatro hijas: Gianna, Natalia, Bianca y Capri, de tan solo siete meses. Pero el matrimonio vivió momentos difíciles cuando en 2003 Bryant fue acusado de violación por una trabajadora de un hotel en Colorado en el que él estuvo alojado después de una operación de rodilla. Los cargos fueron retirados y Kobe regaló a su mujer un anillo de diamantes valorado en cuatro millones de dólares tras el escándalo.

Su fallecimiento a los 41 años ha dejado desconsolado a todo el mundo. Han sido muchos los que han querido darle su último adiós a Kobe dejando mensajes en sus redes sociales como, por ejemplo, Pau Gasol, del que era gran amigo.