Celebrities » Sports

El delantero lleva más de un mes sin jugar

Jesé Rodríguez vive su momento más difícil junto a su hijo enfermo

Jesé Rodríguez está pasando por el momento más duro de su vida. Su hijo Nyan, de siete meses de vida, ha estado ingresado en el hospital desde que nació y tiene graves problemas de salud. Además, su carrera profesional está en el filo de la navaja.

Jesé Rodríguez con su hijo Nyan

IG Jesé Rodríguez con su hijo Nyan

Publicidad

Jesé Rodríguez está pasando por uno de sus peores momentos de su vida. Su hijo Nyan padece una grave enfermedad que le obliga a permanecer ingresado en el hospital desde que nació hace ya siete meses. El pequeño nació un mes antes de lo previsto y tuvo que ser intervenido a las pocas semanas por diversas complicaciones. Desde entonces, el futbolista que juega en el Stoke City Football Club de Inglaterra, viaja a Las Palmas de Gran Canaria siempre que puede para estar con su hijo y con su novia, Aurah Ruiz.

 

Ahora, un nuevo cambio se ha producido en la situación del delantero y es que su hijo ha tenido que ser trasladado al hospital La Paz en Madrid donde los médicos hacen todo lo posible por averiguar qué le sucede al pequeño. Una situación terriblemente dolorosa para Jesé. "Esto no se lo deseo ni a mi peor enemigo", confesaba el futbolista a su entorno más cercano, según recoge el diario Marca.

 

Además, esta situación personal tan delicada le está pasando factura a su carrera deportiva. El canario ha hecho un parón profesional en plena Premier. Sólo ha jugado nueve partidos y marcado un único gol en su presentación y, aunque gracias a ese gol el Stoke triunfó sobre el Arsenal, su rendimiento es muchísimo más bajo de lo que cabría esperar. De hecho, no juega desde el 29 de noviembre pues, aunque procura estar disponible para los partidos, no está entrenando con el equipo por lo que su puesto como suplente está asegurando.

 

Afortunadamente tiene todo el apoyo del club y confían en él como jugador. De hecho, Jesé pagó de su bolsillo el viaje y la estancia de su preparador físico y su familia en Gran Canaria para no perder el ritmo, así que sus esfuerzos son más que evidentes. Pese a ellos, su situación es muy complicada y aún no sabe si seguirá en la Premier o si se irá cedido a Las Palmas para poder estar más cerca de los suyos, así que su futuro profesional es del todo incierto.

 

Publicidad