TE VA A ALIVIAR UN MONTÓN

TE VA A ALIVIAR UN MONTÓN

Con este sencillo truco evitarás la acidez estomacal

La acidez estomacal o reflujo gastroesofágico es una afección digestiva bastante común que no se sabe lo desagradable que es hasta que se padece. Existen trucos naturales para prevenir sus síntomas más allá de la medicación. Por ejemplo, este que te detallamos a continuación.

digestion
¿Pero qué pasa ahí dentro? | Cocinatis

La acidez se produce cuando los ácidos del estómago que ayudan a hacer la digestión regresan hacia el esófago, lo que produce un intenso dolor en la parte alta del estómago, el esófago y un desagradable escozor en la garganta. Muchas personas no sufren de acidez en su vida, otras la sufren en momentos puntuales tras grandes atracones, momentos de estrés o épocas de desorden en las comidas y hay quien lo sufre con regularidad. Este último, se puede decir que padece de ERGE (enfermedad por reflujo gastroesofágico) y debe ponerse de inmediato en manos de un médico, tomar la medicación adecuada en el caso de que sea necesario y adaptar su dieta a esta dolencia.

Leche | Pixabay

Más allá del socorrido bicarbonato y la sal de frutas, en casos de acidez estomacal puntual –una dolencia muy típica del embarazo, pues los órganos se comprimen para dejar espacio al bebé– existe un truco que no suele fallar para calmar sus desagradables efectos: beber unos sorbos de leche. Al parecer, las proteínas de la leche ayudan a prevenir el reflujo de ácido, según un estudio de la University of Maryland Medical Center, especialmente si es desnatada o baja en grasa. Conviene tener en cuenta que los alimentos ricos en grasa suelen empeorar el reflujo, de manera que hay que optar en todos los casos, también en el de los lácteos, por productos descremados.

Liopardo | Liopardo

Para evitar el reflujo o al menos mantenerlo controlado, es conveniente comer varias veces al día y pocas cantidades, evitar el consumo excesivo de dulces y alcohol, refrescos con gas y alimentos demasiado grasos y procesados. Es importante también no ir a dormir inmediatamente después de cenar, evitar las siestas largas y, a poder ser, tratar de caminar un rato después de comer. Por supuesto, el estrés, la ansiedad, comer de forma rápida y compulsiva también van a ser grandes aliados de los que sufren acidez.

Laura Conde | Barcelona | Actualizado el 11/05/2018 a las 16:10 horas

Los mas vistos

Hogarmania

Paella Taj Mahal

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.