UN HOMBRE Y SU MUJER DESESPERADOS

UN HOMBRE Y SU MUJER DESESPERADOS

Viviendo en el arcén de una carretera en el centro de Madrid

La vida de Alin y su mujer es un calvario. Sin trabajo e ingresos han tenido que abandonar su casa de alquiler y trasladarse a vivir a la mediana de la M-30 de Madrid

Malviven a orillas de la M-30, en pleno Madrid. Cuando llegaron a España hace 4 años pudieron incluso comprarse un coche. Ahora apenas tienen un infiernillo para cocinar, un pequeño huerto de tomates y una silla con un agujero a modo de aseo.  Alín trabajaba en el sector de la construcción, le iba bien y vivía de alquiler en una casa del barrio de La Elipa, en Madrid.  Pero todo terminó cuando se quedó en paro. Tuvo que vender el coche que se había comprado y abandonar la casa. Hoy saca "ocho o diez euros al día" pidiendo.

Ahora utilizan el agua del riego, duermen hacinados en una tienda "iglú", y se dedican a la mendicidad y al trapicheo de los cables de cobre. "Sé que es triste, pero en mi país no tengo nada. Si tuviera un trabajo, me iba de aquí ahora mismo", dice Alín, de 26 años, que vive aquí con su mujer.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.