A PARTIR DEL MIÉRCOLES HABRÁ 7,5 MILLONES DE DESPLAZAMIENTOS

A PARTIR DEL MIÉRCOLES HABRÁ 7,5 MILLONES DE DESPLAZAMIENTOS

Normalidad en el inicio de la 'operación salida' de Semana Santa

La DGT no contabiliza ningún accidente mortal en las primeras horas del dispositivo especial de Semana Santa, en la que se prevén 12 millones y medio de desplazamientos.

La primera fase de la operación especial de Tráfico con motivo de la Semana Santa, período en el que se prevén hasta 12,5 millones de desplazamientos, ha arrancado este viernes con normalidad y escasas retenciones en las carreteras españolas. 

Desde las tres de la tarde hasta las ocho no se ha producido ningún accidente mortal según ha informado un portavoz de la Dirección General de Tráfico (DGT), que ha explicado que las retenciones han sido las habituales de un viernes en las salidas de las principales ciudades españolas. 

A última hora de la tarde, la circulación era fluida en los grandes núcleos urbanos, con la excepción de la provincia de Barcelona que registraba complicaciones en las salidas de la capital. Así, en la ciudad condal, las retenciones se localizaban en las carreteras de circunvalación B-10 y B-30, así como en la C-58 en las inmediaciones Barcelona y en la C-15 en el municipio de Olerdola. 

Todo lo contrario que en Madrid, donde a las ocho y media de la tarde la circulación era fluida en las principales salidas de la capital, salvo retenciones puntuales propias de un viernes en las carreteras de Madrid. 

Tampoco existían complicaciones en los principales núcleos costeros del país como Cádiz, Málaga, Murcia y Alicante con la excepción de Valencia, que registraba tráfico lento en la V-30 en Quart de Poblet, en la A-7 en Ventas del Poyo y en la A-3 en Buñol y Requena. 

La circulación también era fluida en las carreteras del norte del país, donde no había incidencias destacables. La operación de Semana Santa se desarrollará en dos fases. 

La primera de ellas ha comenzado a las 15.00 horas y concluirá a las doce de la noche del Domingo de Ramos, con 3 millones de desplazamientos, una cuarta parte de ellos en la zona centro (Madrid, Extremadura y Castilla-La Mancha sobre todo), mientras que un 20% tendrán como destino el Levante. 

Más volumen de vehículos se prevé en la segunda fase -7,5 millones de desplazamientos-, que se iniciará al mediodía del miércoles 16 de abril -salvo en la Comunidad Valenciana y Cataluña que comenzará el Jueves Santo- y se dará por finalizada en la medianoche del lunes 21, festivo en esas dos autonomías, Castilla-La Mancha, Navarra, País Vasco y La Rioja. 

Para garantizar la fluidez y seguridad de esos movimiento 10.000 agentes de la Guardia Civil estarán de servicio estos días, así como los más de 13.000 empleados de las empresas de conservación y los 600 funcionarios de los centros de gestión de tráfico. 

En el punto de mira de la DGT estarán las carreteras secundarias (140.000 kilómetros de vías), vigiladas además por el Pegasus, un radar instalado en un helicóptero que ya tiene un año de vida. 

La DGT, como dijo ayer su máxima responsable, María Seguí, se ha planteado como reto no superar las 26 muertes en carretera de la Semana Santa del pasado año y, para ello, pondrá el ojo en las carreteras secundarias, porque es allí donde se produce el mayor porcentaje de fallecidos. 

Además de estas vías y la velocidad, Tráfico intensificarán sus controles de alcohol y drogas y de la utilización de los dispositivos de seguridad como el casco, el cinturón o los sistemas de retención infantil.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.