Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, recoger información estadística sobre su navegación y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en  política de cookies.

Continuar
HAY QUE PONERSE EN EL LUGAR DEL OTRO

La actitud al volante influye en la siniestralidad

Semáforo verde. Conductor principiante delante de nosotros y pitada. Solemos ponernos nerviosos, tanto como cuando un peatón con dificultades de movilidad cruza una calle. Un estudio demuestra que si cambiamos de actitud podemos reducir la siniestralidad.

La actitud al volante influye en la siniestralidad ver el video

Marisa Dorta  |  Madrid  | Actualizado el 23/10/2012 a las 18:34 horas

Es el perfil del conductor que pierde más empatía cuando se pone al volante: mujeres que conducen menos de 30 minutos al día y solo utilizan el vehículo para llevar a sus hijos al colegio o hacer algún recado.

Según el estudio de la Fundación de Seguridad Vial Attitudes, si 54 de cada 100 personas se ponen en el lugar del otro en su vida cotidiana sólo el 22% lo sigue haciendo cuando conducen, a pesar de que la empatía en la conducción previene accidentes y facilita la fluidez en el tráfico.

Cataluña, Extremadura y Castilla León son las comunidades cuyos conductores se ponen menos en el lugar de los demás. Las mejores: Cantabria, Asturias, Valencia y Canarias.

Los conductores empáticos evitan los conflictos. Lo contrario provoca situaciones como, por ejemplo, la discusión de dos conductores sin ningún tipo de protección en plena autopista. Un tercer vehículo no los ve y los arrolla.

Compartir en:
Cerrar ventana
Cerrar ventana