TRAS EL SUPUESTO ACOSO A UN DIÁCONO

TRAS EL SUPUESTO ACOSO A UN DIÁCONO

Los vecinos de Épila piden la suspensión de su párroco

El arzobispado de Zaragoza anuncia que tomará una decisión "lo antes posible" sobre la continuidad o no del párroco de Épila. El sacerdote ha sido acusado de acoso por un joven diácono.

La Asociación de Vecinos de Épila ha reclamado este viernes al Arzobispado de Zaragoza la retirada cautelar del párroco de la Iglesia de Nuestra Señora la Mayor de la localidad, Miguel Angel Barco, por el supuesto acoso por parte del sacerdote a un diácono al que el propio Arzobispado ha indemnizado con 60.000 euros tras decidir que no iba a ser ordenado.

Estos hechos se han conocido después de la renuncia del arzobispo de Zaragoza, Manuel Ureña. Por su parte, el Arzobispado ha iniciado una investigación para esclarecer lo ocurrido, mientras que el párroco Miguel Angel Barco ha denunciado por calumnias al diácono.

El presidente de la Asociación de Vecinos, José María Simón Tomás, ha entregado este viernes al Arzobispado una carta en la que ha solicitado la suspensión cautelar del párroco de sus funciones eclesiásticas encomendadas, el objetivo, ha precisado, es "no deteriorar la convivencia".

Ha asegurado que hay cierta "inquietud" en la localidad después de que se conociese la noticia, por lo que la Asociación ha recibido muchas llamadas de "ciudadanos preocupados", dado que el párroco sigue ejerciendo y "realizando catequesis con jóvenes".

No obstante, ha recalcado que no le consta que haya habido ningún problema anterior con el párroco en la localidad, por lo que ha afirmado que no esperaba que algo así sucediera.

"Las acusaciones son graves y esto está creando una gran alarma social en el pueblo, por lo que creemos que la solución para calmar los ánimos seria esta", ha apostillado José María Simón.

Aunque ha destacado que desde el Arzobispado de Zaragoza se están llevando a cabo las averiguaciones correspondientes, "sería recomendable que aceptaran nuestra petición, al ser la más rápida y efectiva".

Por su parte, según José María Simón, el Arzobispado de Zaragoza se ha mostrado dispuesto a darles respuesta "lo más rápido posible" por lo que se mostrado confiado en que la solución llegue esta próxima semana.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.