CON MOTIVO DE LA SEMANA SANTA

CON MOTIVO DE LA SEMANA SANTA

Valladolid despierta el Viernes Santo al repique del pregón a caballo de las Siete Palabras

"¡Abrid vuestras ventanas y balcones, ciudadanos..!" ha arrancado el soneto entonado por el pregonero de la Cofradía de las Siete Palabras, Álvaro Gimeno, que acompañado de otros cofrades-jinetes se han encargado de anunciar el sermón por las calles y plazas de la ciudad.

Valladolid ha despertado con el tradicional pregón a caballo que cada mañana de Viernes Santo, desde el 7 de abril de 1944, convoca a todos los ciudadanos a su asistencia al Sermón de las Siete Palabras, que predicó en la Plaza Mayor el dominico y subprior Luis Miguel García Palacios.

Un soneto del poeta Jorge Múrtula creado al efecto ha resonado por las calles de Valladolid, en un día frío y cubierto, y a convocar a los ciudadanos y fieles al sermón que tendrá lugar este mediodía en la Plaza Mayor.

"¡Abrid vuestras ventanas y balcones, ciudadanos..!" ha arrancado el soneto entonado por el pregonero de la Cofradía de las Siete Palabras, Álvaro Gimeno, que acompañado de otros cofrades-jinetes se han encargado de anunciar el sermón por las calles y plazas de la ciudad.

El ritual ha comenzado a las 8.30 horas de la mañana, cuando los jinetes, con su clásica túnica color blanco hueso y capirotes y cíngulos rojos de la Cofradía de las Siete Palabras, han llegado hasta las puertas del Arzobispado de Valladolid, donde han recibido el pergamino con el pregón de manos del cardenal arzobispo de Valladolid, Ricardo Blázquez.

Tras recoger el texto, los jinetes recorrieron las principales calles de la ciudad en las que, tras el oportuno toque sostenido de cornetín que anuncia el principio y final de cada posta, el habitual pregonero diolectura a la convocatoria en una docena de puntos distintos de la capital.

"Qué entre en vuestras almas la semilla y crezca así, en vuestros corazones, el Árbol de la Vida y los Perdones. Que cada casa sea una capilla, en esta ciudad, dentro de Castillay León donde hoy, entre cruces y guiones, al filo de que cumpla la mañana, una voz lanzará a los cuatro vientos, como de un manantial que fluye y mana: las Palabras de Cristo... Sus lamentos", ha proclamado el pregón.

Esta tradición procesional se remonta al 7 de abril de 1944, fecha desde la que en cada Viernes Santo o de la Cruz, un grupo de cofrades de las Siete Palabras a caballo convocan a los fieles desde primeras horas de la mañana para asistir al Sermón que se pronuncia en la Plaza Mayor, siguiendo las costumbres de los siglos XVI y XVII.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.