LA POLICÍA INTENTA RECONSTRUIR EL CRIMEN

LA POLICÍA INTENTA RECONSTRUIR EL CRIMEN

La ruta que escogió Morate para su escapada, una de las cuatro claves de la investigación

El coches, los móviles, los testigos y el recorrido por carretera desde España hasta Rumanía son las cuatro claves que centran la investigación de los agentes para averiguar cómo se produjo el doble crimen de Cuenca. Sergio Morate pudo haber optado por un recorrido largo pero sin apenas cámaras que atestiguaran su huida.

De todo el transcurso de la investigación en torno al doble crimen de Cuenca, se pueden desglosar cuatro vías distintas, cuatro caminos por los que los investigadores intentan averiguar qué pasó. Son pistas que tratarán de contestar los vacíos que ahora mismo tiene el caso y que no ha revelado la declaración del presunto asesino, Sergio Morate.

En primer lugar, está el coche. El ministro del interior, Jorge Fernández Díaz, ya explicó que hay agentes españoles trabajando sobre el terreno e inspeccionando el vehículo. La búsqueda de restos biológicos de las víctimas se arroja fundamental para reconstruir la escena del crimen. No se descarta que los cadáveres de Laura y Marina hubieran sido trasladados en su maletero.

Por otro lado lado, los agentes analizan los teléfonos móviles, tanto el de Morate como el de Istvan Horvath, el amigo que le acogió en Rumanía. Serán claves para saber con quién se comunicó el presunto autor del crimen antes y después de cometerlo. Se está estudiando todos los mensajes y las conversaciones que Morate pudo tener en su huida. Además, falta la confirmación de si a Istvan le intervinieron su terminal para comprobar su coartada.

La tercera clave de la investigación se centra en el recorrido que realizó Morate desde que salió de Cuenca y, sobre todo, si hizo este recorrido solo o acompañado. La ruta que escogió para la escapada admite varias posibilidades. Hasta ahora se pensaba que había salido por Gerona, habría recorrido el norte de Italia y, desde Hungría, habría llamado a Istvan. Sin embargo, conductores profesionales que hacen este recorrido a diario han revelado que hay otra ruta, mucho más larga pero sin peajes, que apenas tiene cámaras; en este caso, habría tenido que cruzar Francia por Nimes y Lyon, llegar a Stuttgart y Núremberg en Alemania y pasar por Viena antes de llegar a Hungría como paso previo a Rumanía.

La última vía de análsis está en los nuevos testimonios, como el que ha realizado Valeria, la novia de Istvan. Su versión hasta ahora es que desconocían los hechos y que, cuando Morate se los confesó, en un primer momento se lo tomaron a broma, según comentó ella en declaraciones a Espejo Público.

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.