EN EL CENTRO 'TIERRAS DE ORIA', EN ALMERÍA

EN EL CENTRO 'TIERRAS DE ORIA', EN ALMERÍA

La Junta de Andalucía investiga un presunto caso de maltrato en un centro de menores

Una ONG ha publicado unas imágenes donde se pude ver a menores atados a las camas y pidiendo ayuda y auxilio entre sollozos. El centro 'Tierras de Oria' ha puesto una denuncia y asegura que las imágenes y los hechos denunciados son falsos.

La Oficina del Defensor del Menor de Andalucía recomendó a la Junta de Andalucía la adopción de medidas en el centro de menores infractores 'Tierras de Oria', en Almería, a raíz de cuatro quejas por presuntas irregularidades en el trato a los internos y, entre otras, instó a que se garantizase que la "separación del grupo y la contención mecánica" se limitaría "al tiempo absolutamente necesario para la solución del incidente".

Invitaba, asimismo, a que se "dictasen instrucciones" al centro para "evitar" que, durante la permanencia de los menores en el cuarto de aislamiento, se les "exija permanecer inmóviles sentados en una silla, añadiendo restricción de movimientos a la ya de por si limitada medida de aislamiento", y para "garantizar el derecho a descanso" mediante la reducción de la intensidad de iluminación del citado cuarto de aislamiento "durante el periodo de noche y a nivel suficiente para conciliar ese derecho con la necesidad de vigilancia del interno por parte del personal de seguridad".

Así se recoge en el informe especial sobre 'La atención a menores infractores en centros de internamiento de Andalucía' entregado al Parlamento autonómico en diciembre de 2014, y en el que se remarca que las recomendaciones "fueron expresamente aceptadas, llevándose a cabo por las personas responsables del centro medidas necesarias para su cumplimiento".

De hecho, apunta a que una posterior visita al centro de menores 'Tierras de Oria', la Oficina del Defensor "pudo comprobar cómo se había corregido la práctica de mantener la iluminación artificial permanentemente encendida como elemento de seguridad, apagando ésta durante la noche para permitir el descanso nocturno del interno".

Cabe recordar que el consejero andaluz de Justicia e Interior, Emilio de Llera, ha anunciado la apertura de un expediente informativo después de que la dirección del centro, gestionado por la Asociación para la Gestión de la Integración social (Ginso), haya interpuesto una denuncia ante el Juzgado de Instrucción Unico de Purchena por la difusión de un vídeo con el que la asociación 'centrosdemenores.es' les atribuye supuestos maltratos a menores de "forma habitual".

El informe del Defensor del Menor de Andalucía señala que el análisis conjunto de las cuatro quejas, de 2010, que motivaron la inspección, de los informes recibidos en su tramitación y de los datos obtenidos 'in situ' en el día de dicha actividad inspectora, "no obtuvimos elementos de prueba que corroboren las quejas relativas a posible maltrato o trato vejatorio por parte del personal a menores" aunque reconoce que le "asaltan dudas en torno a cuestiones como la duración de las medidas de contención como sujeción mecánica o aislamiento provisional, o sobre las condiciones en las que se produce la estancia de los internos en el cuarto de aislamiento".

En este punto, hace alusión a la "coincidencia en las declaraciones de los menores, efectuadas en entrevistas privadas, en lo relativo al relato del empleo de medidas coercitivas por parte del personal".

"Tal coincidencia en el relato -ahonda- hizo que albergáramos alguna duda en cuanto a la posible existencia de hechos aislados, que no responden al clima ordinario de convivencia en el centro, los cuales, de haberse producido en las condiciones exactas en las que los menores se pronuncian, no se corresponderían con las previsiones establecidas en la legislación reguladora de la responsabilidad penal de los menores".

Indica, en el esta línea, el informe que los menores afectados por el incidente "coincidían en lamentar el tiempo excesivo que permanecían inmovilizados, sujetos por correas", así como el "daño psicológico" que les producía la luz continúa de la habitación "al no permitirles conciliar el sueño con facilidad".

El Defensor del Menor de Andalucía subraya que el personal directivo del centro 'Tierras de Oria' "vino a reconocer estos hechos, discrepando en cuanto al periodo de inmovilización y reseñando que se limitaba al tiempo indispensable", y "justificando la iluminación permanente de la estancia por motivos de seguridad, en prevención de posibles autolesiones".

El centro 'Tierras de Oria' cuenta con un total de 130 plazas, todas para menores de sexo masculino en régimen cerrado, semiabierto, y abierto con capacidad para 92 plazas. Este centro tiene también un módulo terapéutico para el tratamiento de la adicción a drogas con capacidad para 26 plazas y otro terapéutico de Salud Mental, con capacidad para 12 plazas. Las medidas de seguridad "se asemejan a las de un centro penitenciario de adultos".

La dirección ha interpuesto una denuncia ante el Juzgado de Instrucción Unico de Purchena ante la difusión de un vídeo con el que la asociación centrosdemenores.es, le acusa de supuestos maltratos que "habitualmente" se darían el centro y que, según el presidente de la misma, Alfonso Galiana, habrían sido grabado "por empleados".

Según explicó Galiana, las imágenes en las que aparecen dos menores atados de pies y manos a dos camas fueron tomadas "recientemente" por parte de trabajadores del centro que "siguen en activo y quieren permanecer en el anonimato", de forma que fueron recibidas por la asociación hace dos días.

El presidente del colectivo, que permaneció una temporada ingresado en este centro en cuestión, ha afirmado que las imágenes "se han tomado en las instalaciones de Oria" al tiempo que ha asegurado que él mismo sufrió este tipo de agresiones, las que llegó a denunciar en 2012 aunque finalmente su caso se sobreseyó.

Así, los abogados del colectivo, creado para tratar de evitar este tipo de situaciones en centros de menores, estudian formular una denuncia contra el centro.

Mientras, el director del centro, Manuel Madrid, ha emprendido acciones legales tanto contra el presidente de esta plataforma como  contra dos extrabajadores del mismo que fueron despedidos recientemente, si bien su cese "no guarda relación con el caso".

La denuncia está motivada por la difusión de las imágenes, así como las manifestaciones del portavoz del colectivo, que asegura que estos comportamientos "se dan habitualmente" en el centro.

Así, según centrosdemenores.es, un joven puede acabar atado por "negarse a realizar una actividad del centro"; una cuestión que han sido negada totalmente por el director de Tierras de Oria, quien ha achacado estas afirmaciones y la difusión del vídeo a una "represalia" por parte de los dos trabajadores despedidos.

El director del centro ha apuntado, asimismo, que en cualquier caso las imágenes serían "antiguas" y ha dejado constancia en el juzgado de los hechos e informaciones emitidas a la espera de que el titular del mismo las valore en cuanto puedan ser susceptibles de algún tipo de delito.

Los mas vistos

Venus Gillette

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.